CUALIDADES DE UNA EXPERTA EN BELLEZA

February 1, 2018

 

Gemma Domínguez 

622 522 744 

Facebook: Vida Sana - Peso Ideal - Cuerpo Perfecto

 

Si te dedicas al mundo de la belleza, seguro que estás al tanto de toda la competencia que existe hoy en día. Tantos centros de belleza nuevos, tantas vendedoras de cosméticos, tantas maquilladoras, estilistas, coaches, etc etc….Y todas tienen trabajo, sobre todo las que tienen todas o parte de las cualidades que detallo a continuación: -Profesionalidad. No solo me refiero a la formación, porque muchas no han podido ir a la “escuela” sino que han aprendido con la experiencia y el día a día; quizás estas últimas son las que más confianza dan a las clientas. Personalmente me importa muy poco la teoría que sepa mi esteticista, mientras me deje las uñas como a mí me gustan. -Actitud positiva. Una gran sonrisa para cada cliente que atiendas, un cumplido sincero y un “me alegro tanto de verte”, inspiran confianza y hacen sentir importante a la persona que tienes delante. De eso se trata. -Limpias y ordenadas. El lugar de trabajo puede ser un cuartucho o un local enorme, quizás los muebles son materiales reciclados, pero si huele mal, o está algo sucio (aunque sea una esquina, que sobre todo las mujeres miramos hasta debajo de las alfombras) o el material y las estanterías no están ordenadas… pues ahí no se entra más. -Seguimiento. Una llamada o mensaje al día siguiente “para saber qué tal está o qué le pareció el servicio que le ofrecimos”, una revisión del trabajo realizado un tiempo después, un descuento en las siguientes citas para premiar su confianza. Señoras y señores “expertos en belleza”, FIDELIZAR AL CLIENTE es cuestión de vida o muerte para su negocio y su reputación. -Productos de calidad. No tienen que ser los más caros del mercado, pero tampoco comprar en “ciertos sitios” para ahorrar. Porque eso se nota, a corto o medio plazo. -Imagen. Tu apariencia es tan importante, esa primera impresión ya dará una idea, sobre todo a los nuevos clientes, de lo que se encontrarán a partir de ese momento contigo. No hace falta ir en tacones ni con corbata, pero sí una ropa profesional, limpia, aunque estés todo el día poniendo tintes, un poco de maquillaje si eres mujer y el pelo arreglado ¡siempre! -Ofrecer algo al llegar. Según el tipo de negocio que tengamos, quizás recibir a cada cliente en la puerta no es posible siempre. Lo que NO ES NEGOCIABLE, es que no tengamos un sitio donde puedan esperar hasta que les podamos atender y quizás algo para beber, unos bombones o unas revistas para leer. Aún recuerdo el día que entré a una peluquería y la dueña no solo me tuvo en la puerta esperando quince minutos, mientras terminaba de dar un tinte, sino que no me ofreció asiento, ni me saludó, ni me sonrió. Por supuesto, no he pisado más ese negocio ¡ya puede ser la novena maravilla del mundo! Todo esto, como mínimo, hará que tus clientes no se vayan con “cualquiera”, que tengas una cartera sólida y constante, que tu negocio se eleve a la enésima potencia y que puedas desarrollar y ofrecer tus servicios con todo el amor y la pasión como el primer día que comenzaste. es un no parar. Mientras más sé, más quiero aprender. Así que compañeros de la belleza y de la salud, pacientes, clientes y familia: paciencia, buen hacer y ponerse manos a la obra.. Desde el cariño y el respeto, por uno mismo y por los demás. Feliz año que comienza. Mis mejores deseos para todos. Gemma R. Domínguez Coach Belleza & Salud

Please reload

Entradas destacadas

I'm busy working on my blog posts. Watch this space!

Please reload

Entradas recientes

October 31, 2019

October 31, 2019

October 1, 2019

October 1, 2019

Please reload

Archivo